Tres propuestas para la igualdad de oportunidades para la mujer colombiana y cero violencia

 

Bogotá, 8 de agosto de 2017 (MRG). En la sesión Plenaria del Senado, donde se realizó un debate de control político sobre Violencia Contra las Mujeres, la senadora María del Rosario Guerra presentó tres propuestas para empezar a generar igualdad de oportunidades para las mujeres y reducir la violencia.

 

  1. Justicia pronta y eficaz

 

La Senadora dijo que en este aspecto se nota que la justicia no está tomando en serio las denuncias que hacen las mujeres por violación, agresión o maltrato. Por ello propuso:

 

  • Que quienes hayan reincidido más de tres veces, vayan a la cárcel.

 

  • Todo aquel que cometa actos de agresión, actos de abusos contra las mujeres, debe ir a la cárcel, se debe acabar la casa por cárcel.

 

  • Las denuncias de violencia contra las mujeres deben ser preferentes y prevalentes. Que cuando vayan a denunciar no tengan que hacer largas filas para que las atiendan. Jueces y fiscales deben actuar con prioridad ante esos casos.

 

  1. Impulsar la capacidad económica de las mujeres

 

  • La Precandidata Presidencial propone más alfabetización financiera para las mujeres. “La mujer debe ser la mayormente beneficiaria. Necesitamos que la mujer gane competencia financiera para que pueda acceder a montar su propia empresa e impulsar los programas de emprendimiento”, dijo.

 

Indicó que hay que asegurarle a la mujer un ingreso que le garantice la sostenibilidad económica y que le reduzca la posibilidad de dependencia económica, “lo cual le da mucha más posibilidad de defensa y actividad frente a posibles agresiones”.

 

  • Hay que impulsar la Ley de Cuotas no solo en el sector público, sino también llevarla al sector privado, de tal manera que ese sector se comprometa con igualdad de oportunidades a las mujeres.

 

  • Colombia debe desagregar el Presupuesto General de la Nación por género. Se debe saber cuánto se está invirtiendo directamente en programas que van dirigidos a las mujeres.

 

  1. Conciliar la vida profesional, familiar y de pareja

 

  • Uno de los compromisos que debería tener un gobierno es promover el teletrabajo.

 

  • La licencia de maternidad debe ser compartida con el hombre, para que la mujer no sienta todo el efecto de la maternidad sobre su decisión profesional.

 

  • Horarios flexibles. No puede ser que las mujeres no tengan hoy la posibilidad de trabajar medio tiempo cuando tienen hijos menores de edad.

 

  • Promover la cultura de parejas con cargas proporcionales. Se necesita una campaña comunicativa para que los hombres sientan que pueden asumir en igualdad de condiciones las labores domésticas.

 

(Fin)