No es momento de tener miedo

María del Rosario Guerra

@charoguerra

Fue como dar un salto a un ayer doloroso en el que los atentados de las Farc, del ELN y del narcotráfico incendiaron a Bogotá y otras ciudades del país. Los cuerpos mutilados, los carros bomba, el dolor de las víctimas, la impunidad que terminó beneficiando a muchos de los responsables y alimentando al terrorismo.

El cobarde ataque contra la Escuela de Cadetes de la Policía General Santander estremeció al país, nos indignó, arrebató cobardemente decenas de vidas y dejó más de medio centenar de heridos. Nuestro corazón y oraciones están con las víctimas mortales, toda la solidaridad para las familias y el pleno respaldo con una Policía Nacional que lo ha entregado todo en defensa de la ciudadanía.

Pero no es momento de tener miedo. Intimidar a los colombianos es lo que buscan los terroristas para después exigir beneficios, olvido y que se cambie la macabra historia que escribieron, eso el país lo tiene claro. Aún con lágrimas por las víctimas y el dolor de esta barbarie, es momento de rodear a nuestra Policía, Fuerzas Militares y al Gobierno del presidente Iván Duque en su tarea de restablecer la seguridad y el orden.

Somos más fuertes que los bandidos cuando estamos unidos. Eso ya está demostrado.

A veces se cae en la trampa de entender que la seguridad es un valor fundamental de la sociedad solamente en los momentos que los criminales atentan contra la Patria. Por fortuna nuestro presidente, el Ministerio de Defensa, comandantes, oficiales, suboficiales, soldados y policías tienen clara la misión: castigo a los que hacen daño y defensa permanente a los colombianos de bien.

En casa, en los sitios de trabajo, en los centros educativos, a través de las redes sociales y en cualquier escenario siempre es momento oportuno para dar las gracias a los héroes que persiguen y neutralizan a los enemigos del país. Allí mismo, con nuestro respeto y admiración por ellos, aportamos para evitar el caos al que algunos pretenden con ataques terroristas, secuestros e incitación. Invito también a todos los ciudadanos para que colaboren con información oportuna a las autoridades frente a cualquier hecho sospechoso.

Paz en la tumba de los héroes caídos. Hacemos honor a su memoria con firmeza para condenar el terrorismo y apoyando la labor de las Fuerzas Militares y de Policía. Los que deben tener miedo son los terroristas: ya se acabaron los días de impunidad.